Vermicompostaje a las escuelas: divertido y educativo

Vermicompostaje a las escuelas

Hoy analizaremos por qué el vermicompostaje a las escuelas funciona como una forma de despertar en los niños y adolescentes curiosidad por el mundo en el que viven y el poder sentirse así, una parte saludable de este. Veamos mucho más!


¿Lo recuerdas? ¿Esa primera chispa de deleite del suave y húmedo meneo en tu mano?

Un momento así puede dejarte encantado de por vida. ¿Te imaginas a ti mismo, lleno de asombro o asustado pero desesperadamente curioso?

Actualmente, televisores, teléfonos y tabletas compiten por la atención. Hacen un buen trabajo manteniéndote dentro, fuera de la suciedad. Parte del año, el frío y la oscuridad también lo hacen.

Sin el tiempo en la naturaleza, pierdes cierta conexión.

Es por eso, que las personas jóvenes y mayores que eligen criar a las lombrices rojas son muy afortunadas.

El vermicompostaje inyecta un componente natural en cualquier estilo de vida. ¡Agrega un elemento de diversión y descubrimiento todos los días!

Aprende cómo este pasatiempo “sucio” ofrece una experiencia que deleitará y hará crecer tu mente.

Además, los motivos de llevar el vermicompostaje a las escuelas, ya que se trata de una actividad entretenida y educativa.

Podemos decir, que criar lombrices de abono es una forma natural de embellecer tu vida por dentro y por fuera.

Índice de Contenidos
  1. Un movimiento subterráneo que está sacudiendo las cosas
  2. ¿Por qué llevar el vermicompostaje a las escuelas?
  3. La naturaleza es la mejor maestra
  4. ¡No olvides la diversión!
  5. ¿Divertido, educativo y gratuito?

Un movimiento subterráneo que está sacudiendo las cosas

Los educadores y padres dirán que no se necesita un salón de clases para que una persona aprenda. Los escritorios y los libros de texto son maravillosos, pero el aprendizaje práctico es fundamental.

Vermicompostaje a las escuelas abre grandes oportunidades para el descubrimiento y la aplicación en el aula. Pero cuando se trata de aprender sobre el mundo de Eisenia fetida, desde la escuela o la casa, la forma de hacerlo es hundirse en la tierra.

¡Y no estamos solos en nuestro pensamiento! Los distritos escolares de varios países están incorporando el vermicompostaje en sus planes de estudio y están cosechando las recompensas a lo grande.

La participación de varios distritos en proyectos como estos genera impresionantes micromovimientos con un impacto ambiental mensurable. Aquí y allá, se agrega algo nuevo y vital a la narrativa.

¿Serás el primero en mencionar el vermicompostaje a las escuelas en tu próxima reunión de curso de tus hijos?

¿Por qué llevar el vermicompostaje a las escuelas?

Las criaturas diminutas y silenciosas han sido durante mucho tiempo parte del plan de estudios de ciencias de la vida, bacterias, lombrices de la harina, lombrices de tierra.

Pero los beneficios de usar lombrices de abono roja superan con creces lo que puedas recordar de las lombrices de la harina de tarro de albañil de la escuela primaria.

Estas ¡Las criaturas sinuosas (y su humus de lombriz) valen muchísimo! Hoy en día, el descubrimiento y el aprendizaje del vermicompostaje se podría integrar fácilmente en cualquier plan de estudios basado en ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas.

Además, un proyecto de vermicompostaje a las escuelas reduce drásticamente la producción de desechos y crea un producto renovable de recaudación de fondos / donación. Aprender a través del compostaje con lombrices rojas es una forma inteligente de crear olas de cambio positivo.

Todo comienza con un proyecto simple en el aula usando una vermicompostera y un puñado de lombrices.

La naturaleza es la mejor maestra

Una vez instalada, una vermicompostera es el observatorio perfecto para algunos de los mejores logros de la naturaleza.

Los estudiantes (y educadores) de cualquier edad se maravillan de las cualidades únicas de las lombrices rojas sin perturbar su trabajo.

El vermicompostaje a las escuelas proporciona un contexto para enseñar estos y otros temas relevantes:

  • El ciclo de vida natural
    • Capullos, huevos, reproducción.
  • La importancia de la muerte y la descomposición.
  • Suelo
  • Reciclaje
  • Administración de recursos
  • Basura y vertederos
  • Compostaje
  • Dieta
    • En relación con las plantas y el ciclo de vida.
  • Artículos biodegradables y no biodegradables
  • Administración
  • Responsabilidad
  • Ciencias económicas
Vermicompostaje en escuela
Vermicompostaje en las escuelas.

¡No olvides la diversión!

Los estudiantes curiosos y despreocupados de todo el mundo disfrutan de la pura alegría de jugar con lombrices en la tierra.

Estas criaturas silenciosas y predecibles hacen que las personas disminuyan la velocidad, se rían y se involucren de una manera que el papel o las pantallas no lo hacen.

No importa tu edad, los momentos preciosos compartidos en observación y discusión son profundamente significativos y entretenidos.

Agricultores, maestros, padres y niños, tanto viejos como jóvenes, se reúnen ante el delicioso retorcimiento de un lombriz.

¿Divertido, educativo y gratuito?

Criar lombrices de tierra es una oportunidad divertida y educativa que vale la pena.

Si bien el costo inicial de las lombrices no debe devaluarse, la recuperación de la inversión y el retorno de la inversión superan altamente esa producción.

Las lombrices hambrientas comen hasta la mitad de su peso corporal cada día. Parece que costaría mucho dinero. Pero cuando lo que comen es tu basura, esos dólares se quedan en tu bolsillo.

Apoyamos el vermicompostaje a las escuelas y en cada hogar, para así poder crear consciencia de nuestro medio ambiente y de paso, ¡divertirnos aprendiendo!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Subir